Lactancia

Sólo se puede dar aquello que se ha recibido en la infancia.

Los recuerdos, las vivencias, los sentimientos en este periodo brotan como un manantial de forma inesperada, imparables…. Y se mezclan y entrelazan con los del bebé, con sus necesidades que no se nos cubrieron durante nuestra infancia/amamantamiento/crianza.

Surgen como un volcán y cuando el bebé llora …. Pensamos que tiene hambre pero si ya ha comido pensamos que  somos insuficientes …. Y la lactancia materna es el vínculo en tiempo más importante y en calidad ,calidez.

¡ No es sólo leche! La succión es un reflejo de Amor/ sexo/ placer, tres palabras bastante prohibidas y negadas a lo largo de la historia, de nuestra historia sobre todo.

Dónde tener a los bebes cogidos es  “malacostumbrarlos” la lactancia prolongada un vicio , y el trabajo  lo prioritario socialmente, el colecho es una locura y así volvemos a repetir la historia , mujeres y hombres insatisfechos y vacíos de amor.

Pero nos extraña  la violencia, la repudiamos como indeseable  pero la hemos esculpido en el cuerpo de nuestros hijos cuando no cubrimos  las necesidades prioritarias y primarias para su seguridad afectiva:

El tacto- El contacto_ el  Amor  y así enferman, se vuelven hiperactivos, agresivos

… faltos de un reconocimiento de su yo más profundo para sentirse que son personas capaces de Amor.

Cuando seamos conscientes de nuestras dificultades,carencias y problemas cotidianos en nuestras relaciones  preguntémonos que pasó en el embarazo de nuestra madre, en su parto y en los tres primeros años de nuestra vida.

Ahí están las respuestas, los hilos conductores de nuestra manera de ser y de reaccionar, nuestros impulsos, nuestras carencias, nuestras raices, y entendiendo esto  no podríamos como profesionales hacer otra cosa que intentar cambiar la manera de acompañar en el embarazo-parto y postparto a las mujeres , si no estamos consolidando la violencia y el desamor. Somos partícipes de ello y tenemos una tarea que hacer por todos los bebés que quedan por llegar, demosles una bienvenida cálida, consciente, gratificante placentera y amorosa y todo cambiará  NOSOTROS TAMBIEN

Comments